8-pasos-para-enfrentar-una-tempestad-católicos-con-acción

“El les dijo: ¿Por qué teméis, hombres de poca fe? Entonces, levantándose, reprendió a los vientos y al mar; y se hizo grande bonanza.Y los hombres se maravillaron, diciendo: ¿Qué hombre es éste, que aun los vientos y el mar le obedecen?” (Mateo 8, 26-27).

Si te pones a pensar en algún personaje histórico real o ficticio de toda la humanidad, de esos que han sufrido algún problema con el cual tú te identificas, tienes que darte cuenta que la mayoría han tenido en su momento, situaciones en las que no tienen el control de las circunstancias y llegan a tener la sensación de que todo y todos les han dado la espalda, en este punto de frustración es el que todos nos llegamos a sentir vacíos, solos y que nada ni siquiera nosotros mismos valemos la pena al tal punto que nos sentimos olvidados por Dios.

Nos hacemos miles de preguntas intentando encontrar una respuesta. Sin embargo, las preguntas que realmente importan en ese momento son estas: ¿Cuál es tu actitud ante lo que te aqueja?; ¿Cómo has decidido responder ante las circunstancias de la vida?; pero sobre todo, ¿Quién decides ser ante el verdadero cambio, a la verdadera y única solución que te presenta Cristo ante las situaciones de tu vida?

Debes ser conciente que es tu actitud la que a diario puede marcar la diferencia de manera profunda en tu vida. Entonces lo primero que debes hacer es cambiar tu actitud. A continuación presento los 8 pasos para enfrentar la ‘tempestad’ dentro de nuestras vidas:

  1. Acepta: Una vez decidas cambiar tu actitud, en vez de resistirte, acepta.

Acepta que tú solo, no eres capaz de cambiar las cosas, acepta que estando y sintiéndote solo no podrás, Dios mismo lo dijo, no es bueno que el hombre esté solo. Acepta también que las cosas no siempre serán como tú quieres, como tú deseas que sean, así como dista la tierra del cielo, así distan mis planes de los tuyos nos dice el señor… y su plan es perfecto, Dios no te dará cargas que tu no puedas llevar, Dios te dará lo que necesites siempre y cuando eso te ayude a alcanzar la santidad, y se lo pidas, y no te resistas a aceptar lo que fue, así le das poder a eso que te controló, al aceptarlo y soltarlo, tomas el control, el control de tu vida, pero, OJO. No te digo que te resignes y te cruces de brazos, si hay algo que puedes cambiar, cámbialo, y eso que puedes cambiar es tu vida gastada por el mundo.

  1. Aprovecha: Por tanto en vez de resignarte, aprovecha.

Aprovecha las posibilidades y las oportunidades que se te presentan para actuar y cambiar, para transformar tu futuro, esto es lo que marca la diferencia entre resignarte al deseo de un verdadero cambio de vida. Aprovecha hacer lo que esté en tus manos hacer, dejar atrás al hombre viejo, lo cual es desde ahora y lo ha sido siempre posible, deja de ser solo un efecto vuélvete una causa…. En pocas palabras, sé un testimonio más de que sí se puede, aprovecha esta oportunidad, está en tus manos lograrlo es Dios quien te dará la fuerza para dar el siguiente paso.

  1. Asume: No evadas, asume.

Cuando las cosas no son como queremos, es fácil señalar y buscar los culpables de las cosas. Ya es hora que asumas y reconozcas que muchas de las cosas que no te han dejado seguir adelante son fruto de tu colaboración y de tu contribución, pero sobre todo, asume la responsabilidad para enmendarlo, si evades esa responsabilidad te niegas la libertad que Dios te ha dado y te niegas el aprovechar de aprender y descubrir de lo que eres capaz con Jesús como tu Señor, entonces haz conciencia de que tú puedes dar ese paso y entiende que algunas veces Dios quita algo que no pensabas perder y te da algo que nunca pensabas tener, todo obra para bien.

  1. Comprométete: Punto clave, no sólo desees, comprométete.

Sólo así obtendrás el resultado que deseas, deja atrás las actitudes negativas, y actúa diferente, desear es necesario para ponerte una meta, pero no es suficiente para alcanzarlo, ese deseo de querer cambiar combínalo con el compromiso de hacer lo que haga falta para cambiar tu vida… ¿Qué vas a cambiar? ¿A qué te comprometes? Comprométete a ser el tipo de cristiano que cuando tus pies toquen el suelo cada día, el enemigo diga: oh no, se levantó.

  1. Ocúpate: Ya no te preocupes, ocúpate.

Está en tus manos lograr todo lo que te propongas siempre que tu confianza esté en Cristo, Todo lo puedo en Aquél que me conforta y con eso digo todo, Dios dice, Ocúpate de mis cosas que yo me ocuparé de las tuyas, qué más necesitas todo es posible para Dios.

  1. Sé Agradecido: Que nunca se te olvide la fuente de todo, sé agradecido.

Ya sea que tengas poco o mucho nunca des por sentado el hecho de tener y ya. Tampoco se te olvide lo que verdaderamente llena tu vida y constituye el factor de que tú puedas cambiar, Jesús. Dar gracias es el único antídoto ante la desesperanza pues sólo así te das cuenta que nunca has estado solo y que aunque no parezca, hay abundancia en tu vida, y así te podrás enfocar en lo que verdaderamente necesitas, perderás el miedo a la sensación de estar solo, te darás cuenta que tenías más de lo que pensabas, EXPERIECIAS, AMISTAD, APRENDIZAJE, OPORTUNIDADES, AMOR, TALENTOS, FORTALEZAS, ¿Qué le podrías agradecer a Dios?

  1. Confía: Ya no desconfíes, confía.

Si has elegido creer que Dios te Ama, y que su amor es tan grande, que aunque los montes se derritan como la cera su amor por ti nunca cambiará, ya es tiempo que le digas a tus problemas, lo grande que es Dios, cree que después de la tempestad viene la calma, acepta que Cristo te da la capacidad para salir y seguir adelante.

  1. Apuesta: Por último, y lo más importante, puesta por ganar, apuesta por Jesús.

Y deja que Él sea tu guía, pues cuando el guía, Él provee y tu confianza jamás se verá defraudada, haz la prueba y verás qué bueno es el Señor, porque grande es la recompensa para los que ponen su confianza en Él, tan solo persevera en su camino tomado siempre de su mano para que después de haber descubierto su plan y voluntad para contigo, recibas lo que te ha prometido.

Artículo escrito por nuestro colaborador y católico con acción David López.

 

Anuncios

21 Comentarios »

  1. Cuando más angustiada estaba tu me Jesús me diste fe esperanza y fuerza para seguir adelante. Te amo Jesús bendito seas. Por darme la confianza en ti. Alabado sean señor por los siglos de los siglos amén.

    Me gusta

  2. Gracias Señor, porque cuando más triste, abatida por mis problemas y situaciones me encuentro, tú te haces presente y me levantas. Gracias, por todo cuanto permites en mi Vida; Dame más Paz y sostenme en mi fe. Dame la fuerza y el espíritu que necesito para lidiar con todo cuanto se me presenta. Jesús en tí confío. Amen.

    Me gusta

  3. Señor, tus sabes cual es el camino que tengo que seguir y yo deseo seguirte, sabes que te digo “¡si!” ahora como la Virgencita, pero te pido que por favor me des la fuerza para perseverar en él. Yo te amo Señor, Abba mio, y no quiero defraudarte. Derrama tu Espíritu Santo sobre mí para escucharte y saber como actuar, para que sea a tu manera y no a la mía o la opinión de otros sino a la que debería según Tu amor; aleja los pensamiento negativos de mí, aumenta mi fe y dame mucho amor para afrontar mi realidad. Amén.

    Al Equipo de Católicos con Acción, muchas gracias por dejar que Dios haga grandes obras a través de ustedes. Dios los bendiga.

    Me gusta

  4. Gracias Jesus por las pruebas y debilidades humanas, me has hecho soportarlas para tratar de imitarte, cumplir tu voluntad y Mandamientos. Gloria a Dios.
    CONFIO EN TI Y LA GUIA DEL ESPIRITU SANTO AMEN.

    Me gusta

  5. Gracias señor por siempre estar para mi! Perdona mi torpeza y mi Poca fe! Por creer que estaba sola! Y no contar con tu gran misericordia! Te amo y te imploro me guies y me ayudes! Dame fuerza entendimiento y paz!

    Me gusta

  6. GRACIAS MI SEÑOR JESUS X DARME TANTA FORTALEZA PARA PODER SEGUIR ADELANTE CON TODOS LOS IMPASES Q E TENIDO EN MI VIDA PORESO PIENSO Y LE DOY GRACIAS ADIOS Q A PESAR D TODO M A REGALADO TANTAS BENDICIONES Y CIEMPRE A ESTADO CON MIGO PROTEGIENDIME Y DANDOME SU MANO GRACIAS X TODO MI UNICO R
    EY JESUS AMEN

    Me gusta

  7. Dios padre a ti doy gracias todos los dias por tus bendiciones,padre en mi corazon vive la llama por tu amor vivo segura de ti porque en ti todo lo tendo y te pido siempre que hoy como ayer estes presente en la vida de mi nietecita adorada mis hijos queridos para que tengan mucha salud y amor.Gracias padre celestial.

    Me gusta

Déjanos conocer tu opinión escribiendo un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s